Justo acaba de cumplir la mayoría de edad y eso es lo que estaba esperando la rubia del vídeo para satisfacer la fantasía que llevaba tanto tiempo deseando hacer: follarse a su hijo. La mujer se lo lleva a la bañera diciéndole que le va a lavar la espalda como hacía cuando era pequeño. Pero lo que tiene intención la guarra de lavarle es la polla. Se la agarra con fuerza y se la pone muy dura para que no se pueda resistir cuando le diga que tiene ganas de que le clave todo el rabo dentro del chocho para sentirle bien al fondo.

(10390)

Category:

Madres e Hijos

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*